martes, 16 de marzo de 2010

Clausuran el relleno sanitario de Loma de Mejía debido a incendio

José Luis Garcitapia
CUERNAVACA. La Dirección General de Protección Civil de Cuernavaca clausuró ayer –de manera temporal- el Relleno Sanitario de Loma de Mejía, luego de que un incendio en el lugar evidenció que la empresa Promotora Ambiental (PASA) no cumple con las normas en materia de seguridad.
Esta decisión, tomada junto con la Dirección General de Ecología municipal, se dio tras considerar que la conflagración puso en riesgo árboles y pastizales en la zona; y por la emisión a la atmósfera de partículas altamente contaminantes y dañinas para la salud de la población.
La decisión tomada por las autoridades municipales fue rechazada por el representante de la empresa en el basurero, Israel Velázquez Solano.
Las directoras de Protección Civil, Claudia Aponte Maysse, y la de Ecología, Marisol Amador, después de realizar un recorrido por el tiradero y sus instalaciones, al verificar que no cuentan con las disposiciones de seguridad determinaron la clausura.
Ambas funcionarias municipales refirieron que desde la firma del convenio entre la pasada administración los representantes de PASA acordaron 31 compromisos en materia de seguridad y de protección al medio ambiente, de los que al momento y a pesar de contar con un par de apercibimientos no han respondido a estos. Además, la presencia de un incendio el domingo pasado, aproximadamente a las 16:00 horas, dejó en evidencia que al interior del tiradero de basura no hay los elementos para sofocarlo y por ello acudió el cuerpo de bomberos de Cuernavaca a evitar una tragedia.
El hecho fue anotado en el acta correspondiente, en la que la Directora de Ecología de Cuernavaca, Marisol Amador, destacó que por estar ubicado el basurero en una zona de selva baja caducifolia y pastizales un incendio puede propagarse por los terrenos del Ejido de San Antón.
De hecho, la Directora de Protección Civil, Claudia Aponte Maysse, junto con el personal de la oficina corroboraron que la empresa no cuenta con cisterna, motobombas de lata presión y tampoco con extinguidores.
En la zona de material flamable pudo corroborarse que no hay extinguidores ni formas para atacar algún incidente, así como personal operativo capacitado para realizar acciones de sofocamiento del fuego.
Entre los 31 compromisos sin cumplir por parte de PASA en Loma de Mejía están también la no construcción de un programa de llantas usadas, el de composta y la planta de preparación de reciclables.
Los sellos de la clausura de PASA fueron colocados en la entrada al basurero y en la báscula de pesaje de los desechos generados en Cuernavaca, por lo que de darse la violación de los mismos se tomarán las acciones legales correspondientes.