jueves, 4 de septiembre de 2008

Pactan vigilancia ambiental a relleno

Diario de Morelos

Una Unidad de Verificación Ambiental (UVA) vigilará el proceso de construcción del relleno sanitario en Loma de Mejía. La Comisión Legislativa de Medio Ambiente busca legitimar el proyecto de confinamiento de residuos sólidos de Cuernavaca, ante el vencimiento del plazo para su apertura.
La presidenta de la Comisión de Medio Ambiente del Congreso del Estado, Claudia Iragorri Rivera, anunció que mediante un pacto entre representantes de la Comisión Estatal de Agua y Medio Ambiente (CEAMA), la Secretaría de Medio Ambiente (Semarnat), el Ayuntamiento de Cuernavaca e investigadores de la UNAM se decidió la contratación de una UVA, para vigilar la construcción del relleno en Loma de Mejía.
Revisará medidas de mitigación
Esta unidad de verificación se encargará de supervisar que las medidas de mitigación, instruidas en el Manifiesto de Impacto Ambiental, por el que se aprobó la construcción del relleno sanitario en el ejido de San Antón, se cumplan a cabalidad para garantizar que no habrá contaminación en Loma Mejía.
Aún sin consultar el punto de vista del Patronato de Defensa de San Antón y de ambientalistas que se oponen al proyecto, la legisladora garantizó que ésta “es la acción a llevar a cabo para sacar adelante el proyecto de Loma de Mejía que va tan avanzado”.
Convocarán a la IP
Informó que según las coincidencias que serán impulsadas en un punto de acuerdo que ella misma presentará el próximo martes dentro de la sesión ordinaria del Congreso local, se lanzará una convocatoria para seleccionar a la empresa que cumpla con los requisitos señalados en la Norma Oficial Mexicana 083 de Semarnat, y que el costo de sus servicios deberán ser sufragados por Promotora Ambiental (PASA).
Se busca que en menos de un mes la UVA convalide la edificación del proyecto.