lunes, 10 de noviembre de 2008

Rechaza el comité relleno de Tetlama

Diario de Morelos

El Comité Técnico sobre Impacto Ambiental rechazó la propuesta presentada por el Ayuntamiento de Temixco para construir y operar el biorrelleno metanogénico en el campo "El Socavón", ubicado en la localidad de San Agustín Tetlama, debido a deficiencias técnicas presentadas en el proyecto.
El Comité Técnico sobre Impacto Ambiental rechazó la propuesta presentada por el Ayuntamiento de Temixco para construir y operar el biorrelleno metanogénico en el campo "El Socavón", ubicado en la localidad de San Agustín Tetlama, debido a deficiencias técnicas presentadas en el proyecto.
Dicho comité está conformado por ciudadanos y agrupaciones no gubernamentales, el cual, después de haber hecho un análisis a la iniciativa, decidió negar la puesta en marcha del relleno debido a que no contenía información técnica precisa, sólo algunos planos topográficos que no refieren la ubicación exacta ni el estado actual del terreno.
En la nonagésima sesión ordinaria del comité se revisó la propuesta del municipio, en la que también se detectó que incumple con los dictámenes de uso de suelo, de energía eléctrica, además de que no cuenta con oficios de afectación arbórea.
A través de un comunicado de prensa se refiere que "por estas razones, el comité técnico ha negado dicho permiso al municipio de Temixco para la construcción del biorrelleno metanogénico, que se ubicaría en la localidad de San Agustín Tetlama, en el campo denominado El Socavón, precisamente localizado a un costado del que fuera el tiradero de residuos sólidos de esta misma localidad".
Ante esta situación, el municipio de Temixco deberá presentar los siguientes requisitos: factibilidad de suministros de energía eléctrica, aprobación del proyecto por parte de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), incluir los estudios de riesgo por la cercanía con el Aeropuerto Mariano Matamoros, de ingenería, geotécnico y tipohidrográfico, a fin de que la propuesta esté completa.
Sólo de esta manera, el Comité Técnico sobre Impacto Ambiental volvería a analizar el proyecto a fin de determinar si reúne los requisitos para ser puesto en marcha, de lo contrario se negará.