jueves, 4 de junio de 2009

Ve Dorado ignorancia en cierre del relleno

Diario de Morelos

Los candidatos que intentan cerrar el relleno sanitario son unos “ignorantes”, pues no es un tiradero a cielo abierto, aseguró el representante del Centro de Educación Ambiental e Investigación Sierra de Huautla (Ceamish), Óscar Dorado Ramírez.
“Varios candidatos dijeron que iban a cerrar el relleno; es de ignorantes”, expresó.
El académico, quien trabajó en la elaboración del Manifiesto de Impacto Ambiental que se realizó antes de instalar el proyecto, aclaró a los aspirantes a la alcaldía de Cuernavaca que el relleno sanitario no es un tiradero a cielo abierto como el de Tetlama, sino un sitio de disposición final de los desechos.
Añadió que si los candidatos tienen pruebas de que el sitio de disposición no opera de manera adecuada y que puede afectar a las familias que lo demuestren, y, si no es así, dijo que lo único que buscan es obtener votos.
El también catedrático de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM) mencionó que es importante que el Ayuntamiento de Cuernavaca informe los avances del relleno, pues también existe desconocimiento sobre éste, y que las organizaciones ambientales dejaron de protestar de manera sorpresiva sobre el proyecto.
“Nosotros colaboramos en aportar medidas de mitigación, espero que se estén cumpliendo. Habíamos prometido que íbamos a dar seguimiento a este caso, pero después creo que hubo una negociación con los ecologistas, los invitaron a la mesa, y supongo que todo está bien porque ya tiene rato que no han protestado”.
A decir del docente, en repetidas ocasiones él sugirió al en ese entonces alcalde, Jesús Giles Sánchez, que desde que se inició la construcción del proyecto se debía mantener informada a la población, pero esto nunca ocurrió.
“Yo recomiendo que brinden esta información a la sociedad, que por eso salen a relucir las protestas”.
La empresa PASA tendrá por 18 años la concesión para prestar el servicio de recolección, traslado, depósito, tratamiento de los desechos sólidos, así como el barrido mecanizado de Cuernavaca.